¿Cómo brillar en las entrevistas (remotas o en persona) y conseguir ese trabajo que buscas? – Consejos prácticos de Breaking into Finance para este último paso

Hoy hablamos del último paso para conseguir tu primer o tu siguiente trabajo en Finanzas: el proceso de entrevistas. Para llegar aquí habrás pasado: por descubrir que es lo que quieres hacer en el sector y en qué empresa/s; habrás preparado tus materiales de marketing ganadores; habrás hecho mucho networking para conseguir las entrevistas o aprender sobre la industria. Y también habrás pasado exitosamente por la etapa de que te admitan al proceso y te llamen a entrevistar.

Ahora es el turno de brillar y conseguir esa oferta.

Unas palabras sobre los “super candidatos”: algunas personas parecen haber nacido para ser entrevistadas, consiguiendo oferta en cada proceso en el que se presenten.

Si tú no eres una de esas personas (el autor de este artículo tampoco es uno de estos), este artículo resume en 7 puntos nuestra estrategia para entrenarte y ser exitoso en tus entrevistas

  1. Confianza: antes de empezar, piensa que si te han llamado a una entrevista es porque a una o más personas de la compañía les ha gustado tu perfil. Usa ese envión de confianza para prepararte con más ganas.
  2. Tu historia: practica el contar tu historia, en versión corta y larga, y prepárate para contestar preguntas fáciles o difíciles sobre cualquier punto de tu Carrera y tu CV, de una forma precisa y corta.  Cuando se trate de preguntas sobre experiencias previas, siempre habla en un tono positivo; también recuerda que debes acordarte de memoria los detalles numéricos de experiencias o transacciones que tengas en tu CV; y para este ultimo punto, nuestra sugerencia es que repases al detalle todo lo que sabes de esas transacciones, porque es un error evitable el tratar de acordarte detalles de una transacción en vivo, con la tensión y adrenalina de la entrevista (¡el autor de este blog cometió este error muchas veces en el pasado!).
  3. Preparación técnica: prepárate para responder las preguntas de finanzas típicas,practica el hablar y revisar estados contables, conceptos de economía y negocios, etc. Pasa tiempo preparándote para brainteasers y otras preguntas de lógica.
  4. Investiga a la compañía con quien entrevistas y a tu entrevistadores: en 2020 no hay excusa para no saber las últimas noticias sobre tu potencial empleador o cuál es el background de la/s persona/s que te entrevistarán.
  5. Preguntas difíciles: escríbete todas las preguntas que te hacen transpirar de solo pensarlas, y a su lado las respuestas que darías. Revísalas, practica, re-escríbelas. Grábate (audio y/o video) y estate listo para responder de manera concisa y en formato bullet-points a esas preguntas trampa. Tendrás una oportunidad de oro para sorprender gratamente a tu entrevistador y pasar a fases más agradables de la entrevista.
  6. La práctica hace al maestro: haz tantas entrevistas de práctica como puedas. Se volverá muy natural cuando llegue el momento crucial y tu discurso fluya naturalmente.
  7. Mentalízate y preséntate puntualmente: usa cualquier método que te guste para mentalizarte y ponerte en ese estado ganador, y por más que suene banal, planea con mucha antelación tu viaje hacia la entrevista y estate list@ en la puerta de tu empleador 10 a 15 minutos antes de la hora de inicio. Como en tantas otras cosas en la vida, muchas cosas buenas pasan por presentarse…y por presentarse puntualmente.

Como puedes ver, nuestros consejos se refieren mayormente a la preparación y a mentalizarse para la entrevista. No podemos darte una guía rígida del tipo “en el minute 2 haz esto” o “si te dicen AAA, responde XXX”, ya que todas las entrevistas serán diferentes y deberás improvisar; pero improvisar sobre una base sólida y con contenidos muy ensayados.

En nuestro Programa Individual trabajamos con entrevistas de práctica , que es una gran manera de prepararse, y aún sin contratar nuestro programa, lo tienes a tu disposición: pide a tu pareja, a tus padres, a tus hermanos, a tus amigos o a quien sea que te regale 30-45 minutos de su tiempo, que te hagan una entrevista de práctica. Y que sean de lo más duro posible.  No debería ser sorpresa que si piensas en tu propia experiencia, te has encontrado más confiado, más suelto y más preciso cuando habías pasado una serie de entrevistas consecutivas o largos procesos de selección. Por eso es que el punto 6 (la práctica hace al maestro) es un secreto a voces que mucha gente prefiere ignorar. Si solo tienes que llevarte una idea de este artículo que sea esta: ¡VE A PRACTICAR PARA TU PRÓXIMA ENTREVISTA!.

Unas palabras sobre tele-entrevistas

Una de las cosas que cambió el COVID es que las entrevistas, y a veces hasta las becase de Verano o el inicio de trabajos a tiempo completo, se hacen de manera remota. Aquí os dejamos unos consejos para esas entrevistas remotas:

  1. Es real: toma esa entrevista tan seriamente como si estuvieras yendo en persona.
  2. Conectividad/tecnología: asegúrate que tu dispositivo funciona y que conecta correctamente a la plataforma con la que acordasteis hacer la entrevista; y por las dudas, ten un plan B (ie. una Tablet, otro teléfono, etc).
  3. Vestimenta: vístete como si fueras a la entrevista físicamente (evita la chaqueta con bermudas y chanclas). Imagínate que tienes una emergencia en casa y tienes que levantarte y se ve “tu disfraz”; o aún sin que se viera, te aseguro que te sentirás más confiado al estar bien metido en tu papel con tu vestimenta completa.
  4. Sé puntual: nunca está demás recordarlo. Con las entrevistas telemáticas no hay excusas como el tráfico; conéctate unos minutos antes de la hora señalada.
  5. Entorno: asegúrate que el entorno que se ve en cámara es profesional y que no tendrás interrupciones ni ruidos molestos durante el tiempo que dure la entrevista.
  6. Contacto visual: asegúrate de hacer contacto visual con tu entrevistador; un consejo no menor: chequea antes de empezar la entrevista a qué lado de tu dispositivo debes mirar para que tu entrevistador percibe que lo estás mirando directamente. Y claro, recuerda sonreírle a tu entrevistador, tal como harías en persona.
  7. Escucha: chequea periódicamente que te están escuchando del otro lado, y como harías en una entrevista en persona, usa los silencios y deja que el otro lado hable también.
  8. Lenguaje corporal: no te quedes congelad@. Mueve tus manos y tu cuerpo como lo harías si estuvieras sentada en la silla de la sala de reuniones de tu entrevistador. ¡Se trata de conectar con el otro lado!
  9. Materiales de ayuda: aprovecha que la entrevista sea remota y coloca estratégicamente tu CV y un par más de papeles con notas claras a tu vista (pero fuera de la de tu entrevistador).

Como hemos venido comentando en las últimas semanas, la práctica hace al maestro y siempre es buen uso de tu tiempo prepararte para estar al 100% la próxima vez que tengas una entrevista. He escuchado en las últimas semanas que la cantidad de procesos y frecuencia de las entrevistas ha aumentado, después de la “sequía” de abril y mayo; razón demás para practicar y asegurarte una actuación estelar en tu próximo proceso que aumente tus chances de conseguir esa oferta que deseas.

Recuerda que el ultimo módulo de nuestro Programa Individual de Breaking into Finance es exclusivamente acerca de los procesos de entrevistas. Contáctanos si quieres más información o si quieres comentar algo sobre este artículo o el resto del contenido de este blog. Escríbenos a info@breakingintofinance.info.

¡Hasta la próxima!

2008 versus 2020 – Razones para ser optimista o pesimista comparando con la crisis financiera global de hace 12 años

En septiembre de 2008, Lehman Brothers entró en concurso de acreedores; Lehman, uno de los bancos de inversión más grandes de Wall Street, fue un ícono de los 80s, 90s y 2000s, durante el crecimiento explosivo de las finanzas y la inversión inmobiliaria. La estrepitosa caída de Lehman Brothers marcó el pico de la incertidumbre en esa caída que duró de 2007 hasta 2009. En este artículo exponemos motivos para ser más optimista o más pesimista que entonces:

  • ¿En qué estamos mejor?
    • Entramos en esta crisis con un sector corporativo con balances más sanos (menos deuda) y con bancos más saneados y mejor cobertura de capital
    • Esta crisis no llega precedida de una burbuja inmobiliaria ni sobre-construcción de edificios vacíos y sin comprador
    • La respuesta de política fiscal y monetaria fue rápida y de dimensiones considerable, cuando en 2008/2009 los gobiernos y bancos centrales perdieron demasiado tiempo deliberando
  • ¿En qué estamos peor?
    • De oriente a occidente, la contracción económica es similar al de un conflicto bélico
    • Desafíos sin precedente en 3 niveles: económico, sanitario y político
    • La velocidad con que ha llegado esta crisis no tiene precedentes: lo rápido que se cerraron las economías, que corrigieron los índices bursátiles de referencia (aunque después rebotaron con mucha fuerza) y lo pronto que la economía global entró en recesión.

Es demasiado pronto para hacer pronósticos certeros. El final del túnel aún no se ve y todos los analistas carecen de suficiente visibilidad.

Pero lo que si podemos decir es que los ciclos económicos no se repiten exactamente, pero que siempre se pueden extraer conclusiones y lecciones del pasado (la historia no se repite, pero rima, se dice en el mundo anglosajón). Luego de un período de depresión económica y desánimo general, con los bancos y fondos cancelando o postergando ofertas, noticias sobre el despido de muchos profesionales de bancos y fondos en una industria financiera que solo parece contraerse, el sol siempre vuelve a salir, las firmas necesitan expandir sus equipos para aprovechar las nuevas tendencias, aquellas firmas que echaron demasiados empleados ahora tienen que contratar agresivamente y aparecen nuevos nichos de mercado que crecen rápidamente. De momento sólo nos queda desear que este “túnel” no sea demasiado largo y, mientras tanto, mantener la salud primero para ti y tu familia, y hacer lo siguiente:

  • Trabajar sobre tu historia, tu perfil de candidato y tus materiales de marketing
  • Seguir tejiendo tu red de contactos
  • Mejorar tus habilidades como entrevistado para el siguiente proceso de selección y entrevistas
  • Estar al corriente y bien despierto (con awareness y mindfulness) para aprovechar oportunidades específicas que pueden aparecer en esta época para unirse a firmas que estarán muy activas en la segunda parte de 2020 y en 2021 (por ejemplo: fondos especiales de préstamos corporativos, inversiones en distress, asesoría en restructuraciones, etc)

Y contactar a Breaking into Finance para que te ayudemos en todos tus esfuerzos para progresar en el mundo financiero.

Breaking into Finance: un curso para cualquier “estación” del mundo financiero para conseguir tu primer o tu siguiente trabajo en Finanzas

Cursando el segundo año de mi MBA en Columbia Business School. El mundo financiero y real tal como era al iniciar el programa, había cambiado dramáticamente. Las ofertas de trabajo para el verano o a tiempo completo se cancelan por decenas o se aplazan indefinidamente; los trabajadores extranjeros ven mucha dificultad en conseguir que las empresas esponsoreen sus visas y todos los planes de hacer crecer la carrera en finanzas se desvanecen.

Eso fue en 2008 y 2009, y cuando una “música” parecida empezó a sonar en marzo 2020, le vi sentido a la frase anglosajona de que “la historia no se repite, pero rima” (ie. No esperemos que los ciclos se repitan, pero se puede aprender del pasado). La crisis desatada por el COVID19, que arrasó al mundo de Oriente a Occidente, ha cambiado todo de una manera nunca vista en tiempo récord.

La similaridad entre las crisis, excepto por el confinamiento, me dio el empujón final para lanzar Breaking into Finance, un programa que compila 20 años de networking y búsqueda de empleo en finanzas en 3 continentes, para mi propia carrera y desde el coaching a otros profesionales. Porque habrá, con certeza, una nueva crisis después de esta, y luego otra y luego otra, pero una cosa, es segura: mientras tenas salud, estés “presente” (mindfulness) y preparado, encontrarás tu trabajo en finanzas..

Pre-lanzamiento de Breaking into Finance en Columbia

A fin de abril, regrese a Columbia Business School a presentar un webinar que resume el programa de Breaking into Finance. El programa sirve para cualquier “estación” en que se encuentre el mundo financiero. No es el argumentario de venta de un vendedor de coches usados, sino simplemente, la verdad de que conseguir el mejor trabajo posible en finanzas siempre requiere el mismo tipo de habilidades, para lo que deberás hacer más o menos repeticiones y series, dependiendo de qué tan fuerte o débil esté el ciclo, o cuánto esfuerzo ya hayas puesto para fortalecer tu red de contactos y mejorar tu carrera.

Puedes ver el video pinchando AQUI. En el webinar hago un repaso del programa de 4 módulos de Breaking into Finance, con ideas prácticas sobre lo que puedes hacer para fortalecer tu candidatura utilizando el tiempo extra en casa que te dio el confinamiento:

  • Donde encajo yo en el mundo financiero
  • Cómo construir tu historia y tus materiales de marketing
  • Guía para un networking efectivo
  • Atravesando la puerta: brilla en las entrevistas y consigue el trabajo que buscas

Breaking into Finance ya está online

En mayo 2020 nuestro website completo quedó publicado. Os invito a leer más sobre nuestros servicios, leer los demás artículos del blog con consejos prácticos, suscribirse a nuestro newsletter que sale cada quince días y comunicarnos vuestro interés en el Programa Individual o Institucional. Y muy pronto, nuestro curso online.

Espero saber muy pronto de ti, y tener el privilegio de ser tu coach.

¿Qué ocurrirá con mi trabajo de verano o mi trabajo después de graduarme?

Los bancos, los fondos y el mundo corporativo en general están atravesando el mismo ciclo: 1) realizar un plan de contingencia para asegurar la supervivencia tras el COVID19 2) realizar la mejor estimación posible sobre cómo quedará la economía y el mercado después de la crisis y 3) diseñar un plan de acción para después del confinamiento. Esto puede resultar estresante para el estudiante que está en conversaciones avanzadas, que estaba avanzando en el proceso de entrevistas o incluso, cuando haya recibido una oferta, ya que la comunicación puede ser menos fluida con el punto de contacto en la empresa.

Lo primero que hay que hacer, y lo más difícil, es no perder la calma ni tratar de llamar todos los días a tu potencial empleador. En su lugar, desde Breaking into Finance te sugerimos que tengas el siguiente árbol de decisión a mano y, cuando decidas llamar o contactar a tu empleador, que lo hagas de una manera calmada y profesional:

  • Si tienes una oferta y has confirmado después del inicio del confinamiento que sigue en pie, y comenzarás a trabajar en el verano o luego de él, no tienes más que hacer que prepararte de la mejor manera para empezar a trabajar y ser productiv@ al máximo.
  • Si tienes una oferta y aún no la has confirmado después del inicio del confinamiento, contacta con tu persona de contacto en la compañía. Ya sea alguien en Recursos humanos, tu futuro jefe o un futuro colega, aprovecha la ocasión para recibir información sobre lo que están haciendo en la compañía en este momento y cómo es la visión corporativa sobre la crisis. Sugerimos que envíes un e-mail corto y profesional (envíalo de lunes a viernes, en horario de trabajo, para evitar caer en el correo que se acumula en la noche o los fines de semana), en el que sugieras un llamado telefónico en los próximos días. Cuando contactes, ten preparadas pocas preguntas, y muéstrate tranquilo; de esta manera verán al profesional que eres, no perderás tu tiempo ni el de ellos al tener un guion y un objetivo para esta llamada.
  • Tu oferta fue cancelada o puesta en suspenso: es una situación mala, pero no tiene sentido cargarte culpas ni darle muchas vueltas. Sugerimos que uses esta situación para tartar de hablar con tu potencial jefe o potenciales colegas, ya que puede ser un momento en que, dado que se apenan porque la crisis te haya dejado sin tu merecido trabajo de verano o trabajo a tiempo completo, estarán más inclinados a ayudarte, sugerirte planes de acción alternativos, más ideas para avanzar en tu carrera y hasta competidores que sí estarían en disposición de incluirte en su proceso de selección.
  • Estás en un proceso avanzado, pero se ha frenado: al igual que si ya tenías una oferta en mano, sugerimos que te dirijas en un modo profesional a tu persona de contacto y trates de recabar información sobre la evolución de la compañía y tener la información posible sobre cuándo se reanudará el proceso de selección. Siempre es mejor enviar un e-mail corto y profesional, sugiriendo hablar por teléfono en los siguientes días.
  • Si ya has hablado y te han dicho que el proceso está en pausa hasta que haya más claridad, aprovecha la información que te haya dado RRHH o el equipo con el que trabajarías para mejorar tu candidatura o tu perfil profesional (puede que te hayan indicado puntos de mejora) o para tus esfuerzos generales de búsqueda (como información sobre el mercado u otros jugadores).

El curso de acción es similar para la mayoría de las opciones. Esto porque en el mundo financiero siempre es recomendable jugar la opción segura y profesional, y mostrarse calmo y sin ansias, pero a la vez interesado por trabajar con ellos. Pronto publicaremos más consejos de Breaking into Finance para no parar nunca de fortalecer tu perfil de candidato.